TRX

Se trata de una forma de entrenar en suspensión, con tu propio peso corporal, muy funcional, permitiendo un trabajo de movimientos que implican grandes cadenas musculares.
Al trabajar con nuestro propio peso corporal, nos permite aumentar nuestra fuerza y resistencia muscular, tonificando todo nuestro cuerpo.

El TRX, utilizado en un circuito de intervalos, se obtiene un buen entrenamiento cardiovascular y quemagrasas. Se consigue mediante tiempos de trabajo moderado realizando tantas repeticiones del movimiento como sea posible y con descansos cortos que son la clave para maximizar la quema de grasa.

El TRX es perfectamente combinable con otros implementos como el Fitball (balón suizo) y el Bosu (plataforma inestable) por lo que la variedad de ejercicios a realizar es inagotable.


¿Os apetece probar un entrenamiento con TRX?